}
<i><span style="font-size: 80%;">Fue funcionario en Tribunales de Morteros</span></i><br /> <b>Denuncian al fiscal de Huinca Renancó por presunta violencia de género</b> : nombreBlog
Morteros, Córdoba, Argentina /

Fue funcionario en Tribunales de Morteros
Denuncian al fiscal de Huinca Renancó por presunta violencia de género

Una empleada lo acusa de amenazas y acoso. Un fiscal de Río Cuarto desestimó la denuncia, pero ella pidió la nulidad. Sobre el fiscal acusado pesa una orden de restricción.
El fiscal de Huinca Renancó, Luis Marcelo Saragusti, fue denunciado por presunta violencia de género por una empleada que trabajó en su despacho hasta diciembre pasado.
La denuncia, que tuvo enorme repercusión en esta localidad del sur de la provincia de Córdoba, fue desestimada por el fiscal de Río Cuarto Daniel Miralles, pero la mujer denunciante se presentó como querellante y solicitó la nulidad de lo actuado por Miralles, publica el diario Día a Día
Un dato llamativo es que sobre el fiscal Saragusti pesa una orden de restricción, dictada el 21 de diciembre del año pasado por el juez de Control de Huinca Renancó Claudio Mazuqui, quien actuó de oficio previo a la denuncia de la empleada.

"Resuelvo iniciar las actuaciones de oficio practicando todos los actos y diligencias necesarias a los fines (...) de tomar todas las medidas urgentes atento que se pone en evidencia una situación familiar conflictiva y de riesgo actual para la denunciante posible víctima de violencia de género, cuya integridad psicofísica también se debe resguardar", se lee en la resolución del juez Mazuqui, a la que accedió Día a Día.

"Dispongo las medidas de restricción y prohibición de acercamiento del Sr. Luis Marcelo Saragusti de la residencia familiar (...) de la Sra. V.B. (su identidad se reserva), hasta ulterior resolución, siendo las medidas de carácter recíprocas. Asimismo deberán informar al denunciado que deberá permanecer alejado de dicho domicilio, como de los lugares que frecuente la Sra. V.B. y su hijo menor de edad, como también deberá abstenerse de entrevistarse, comunicarse vía telefónica, mensaje de texto o a través de redes sociales, relacionarse, todo en relación a la nombrada", consta en la actuación de oficio caratulada "Saragusti, Luis Marcelo-denuncia por violencia familiar".

"La orden de restricción sigue vigente. Hablamos de delitos como amenazas y lesiones leves", aseveró el abogado de la mujer, Tomás Aramayo.

Este diario se comunicó con el Ministerio Público Fiscal para conseguir una respuesta del fiscal Saragusti, pero no fue posible.

Denuncia. Ante la consulta por lo ocurrido, V.B. le dijo a este diario que prefería no hablar: "No estoy bien como consecuencia de toda esta situación. Estoy con licencia y mis médicos no me dejan hablar del tema hasta que pueda estar mejor. Estoy alejada de toda la situación hasta que me recomponga y pueda enfrentar todo".

Hace apenas 10 días, la denunciante se constituyó como querellante en la investigación judicial. Su abogado, Tomás Aramayo, dijo que todo comenzó en diciembre, cuando la mujer, "que era empleada de la Fiscalía, intentó dejar el trabajo y el fiscal Saragusti comenzó a hostigarla psicológicamente y luego pasó al maltrato físico".

"Ella denunció que él la zamarreó y la tiró al piso. No llegó a golpearla por su condición de fiscal, pero sí hubo lesiones leves y violencia laboral", aseveró.

Según su relato, el episodio tomó envergadura en Huinca Renancó y fue entonces que el juez de Control Mazuqui intervino de oficio y ordenó la restricción a Saragusti.



Paralelamente, Mazuqui envió las actuaciones de oficio al fiscal de Río Cuarto Daniel Miralles, quien citó el 5 de enero a la mujer a declarar. "Pero ella pidió una prórroga para hacerlo, dado que estaba bajo tratamiento psicológico y psiquiátrico, bajó 15 kilos por la angustia", detalló Aramayo.

La declaración fue finalmente el 10 de enero. El 20 de febrero, Miralles desestimó la denuncia por considerar "que el hecho investigado no encuadra en figura penal alguna" y dispuso el archivo de la causa.

Pedido de nulidad. Sin embargo, sostuvo Aramayo, esa declaración "fue tomada de muy mala manera" dado que, según él, se desconocieron "el derecho a la justicia de la víctima" y "la ley de violencia familiar, que dice que hay que agotar todas las vías para llegar a la verdad".

Días atrás, la denunciante solicitó (vía su abogado) ser querellante, lo que fue aceptado por el juez de Control de Río Cuarto que tomó lo resuelto por Miralles.

La querellante también pidió a ese juez que anule el dictamen de Miralles y le ordene reabrir la causa, al considerar que la investigación inicial fue deficiente y parcializada.

En el pedido de nulidad, V.B. explica que en su declaración ante Miralles hubo "más precisiones que no se consignaron por el temor reverencial" que le había infundido Saragusti. "Sobre todo una llamada (del fiscal Saragusti) a mi amiga G.C. en la cual le pedía y/o advertía que me transmitiera que no debía ratificar la denuncia bajo ningún punto de vista ya que las consecuencias serían nefastas".

"Más allá de las consideraciones y pormenores que restan investigarse (como por ejemplo: recibirme nueva declaración testimonial pero ya en mi carácter de querellante particular, la declaración de la mencionada G.C., mi pericia psicológica, pericia para el prevenido, etcétera), es importante detenernos en lo que fue el archivo de las actuaciones y su posterior remisión sin notificación alguna a esta parte, y menos darme la posibilidad de que pudiera tener acceso a la justicia como lo establece la legislación y el resto del arco normativo que protegen los intereses de la víctima, y más en los delitos de esta naturaleza como es la violencia familiar que nos convoca", se lee.

La denunciante remarca la gravedad del hecho "teniendo en cuenta que se trata de un magistrado, al cual le cabe mayor reproche que a cualquier otro ciudadano por el conocimiento que tiene de las normas en cuestión, y el concepto funcional que debe revestir en su cargo".

El juez de Control de Río Cuarto resolverá en los próximos días si anula o ratifica lo resuelto por Miralles. En caso de ser la segunda opción, Aramayo anticipó que apelarán a instancias superiores.
Luis Marcelo Saragusti fue secretario de la fiscalía de Morteros en épocas en era fiscal la Dra Bettina Croppi
Fuente: Día a Día

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Espacio para los lectores
Esperamos su comentario sobre esta noticia.
IMPORTANTE !!! Regionalisimo, NO tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite, Regionalisimo se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.
Gracias por su aporte